Categorias

Más visto

Difunde tu nota de prensa mediante Marketing Mutuo
¿Conoces el césped artificial? Te mostramos sus orígenes y tipos
¿Conoces el césped artificial? Te mostramos sus orígenes y tipos
- Menos de 4 minutos de lectura para este artículo

Historia y Tipos de césped artificial

Orígenes del césped artificial

Al principio era hierba, sólo hierba:

 “Un césped suave, blando e irregular cubrió vastas tierras, jardines, campos de deportes en todo el mundo. Hasta que los hombres decidieron que era conveniente tratar de imitar a la naturaleza, tratando de reproducir la hierba en un laboratorio…”

El descubrimiento puede remontarse a 1965, cuando un grupo de investigadores de la Universidad Estatal de Carolina del Norte creó el primer césped artificial, que se instaló en el estadio cubierto del Astrodome en Houston, Texas.

A su manera, esta fue una pequeña revolución porque, como explicaremos más adelante, permitió un ahorro considerable en los costes de mantenimiento.

Al principio, los costes de producción de las empresas de césped artificial no eran precisamente bajos, lo que significó que comenzó a extenderse a gran escala unos cinco años más tarde que el ensayo original.

Los primeros campos de césped artificial deportivo fueron en los Estados Unidos, más tarde algunos clubes de fútbol ingleses decidieron probar esta nueva solución (esto fue en la década de 1980), hasta que fue prohibida por la Asociación Inglesa de Fútbol en 1988.

Esta decisión surgió de las quejas del público, que afirmaba tener una peor vista, y de los jugadores, que encontraban que el césped artificial era menos blando que el natural y, por lo tanto, más peligroso.

Posteriormente, la UEFA y la FIFA también estuvieron de acuerdo con la decisión de la Asociación Inglesa de Fútbol y prohibieron el uso de césped artificial, pero sin renunciar a la posibilidad de realizar experimentos para mejorar y hacer utilizable esta tecnología.

Este pasaje nos lleva directamente a principios de la década de 2000, cuando se cosecharon los frutos de décadas de estudio y muchos campos de fútbol se levantaron completamente.

“Hoy en día, algunos de los estadios más importantes del mundo tienen un césped completamente artificial”

Césped artificial estadio

 

¿Qué es el césped artificial?

Antes de dar una definición de césped artificial es necesario subrayar cómo hoy en día el concepto de espacios abiertos y la forma de vivirlos ha cambiado completamente.

Probablemente, tus abuelos nunca hubieran imaginado oír hablar de  hierba «falsa» y que existiría algún día. Fueron ellos los que vivieron en constante contacto con la naturaleza, los que le dieron a la naturaleza gran parte de sus vidas y recibieron el sustento a cambio de vivir.

Sabes que ya no es así. El tiempo de estar al aire libre parece haberse reducido drásticamente, y mucho más el tiempo para ocuparse de jardines y plantas.

Vuelve a leer el párrafo anterior cuidadosamente y compáralo con la ahora obvia necesidad de pasar unas horas al aire libre para mejorar el estilo de vida, dar un simple paseo, jugar con los niños en el parque o hacer deportes. Aquí está la solución que nos da el invento del césped artificial.

Entonces, ¿Qué es un césped artificial? No es más que la reproducción fiel de un césped natural, de hierba «real», con diferentes niveles de similitud que varían en calidad.

El césped artificial se conoce también como alfombra de exteriores porque su uso se está extendiendo cada vez más a los hogares privados, así como a las instalaciones deportivas, y debido a este uso generalizado el césped artificial decorativo para jardines se elige cada vez más como elemento ornamental de de exteriores en: parterres, senderos y partes exteriores de piscinas.

En resumen, una verdadera alternativa de suelo, capaz de combinar elegantes características estéticas, resistencia y confort.

Los filamentos de la hierba sintética están hechos de material textil, recubiertos con un compuesto de látex y pasados al horno (mediante el proceso de vulcanización) para asegurar que el látex se adhiera perfectamente al material textil y dure mucho tiempo.

Este proceso permite generar un producto acabado no muy diferente del césped natural, del cual reproduce las principales ventajas y elimina la mayoría de los defectos o, si se prefiere, los inconvenientes asociados a él.


 Tipos de césped artificial

Hay muchos tipos diferentes de césped artificial en el mercado. Pueden diferir en varios aspectos que van desde la longitud de los hilos, el color, la densidad, hasta el destino para el que están diseñados.

Tomemos por ejemplo un césped de pelo muy corto, también conocido como césped afeitado. Es difícil de utilizar en un espacio exterior como un jardín, no sólo porque su aspecto estético y su calidad lo harían inapropiado para el contexto, sino principalmente porque hay mejores soluciones en el mercado para ese uso específico.

De la misma manera, se podría elegir una alfombra de césped para cubrir un ambiente interior, como el elegante rincón de un restaurante o una sala de juegos para niños; en cambio, si el césped se instalara en un jardín exterior, se debería optar por un tipo más parecido al césped natural, es decir, con pelo más largo.

Por lo tanto, la longitud de los hilos puede ser un factor bastante diferenciador a la hora de hacer la elección. Las variantes más comunes pueden clasificarse en tres categorías:

  1. Tapetes: que a su vez se dividen en tapetes de baja cobertura y tapetes con una cobertura de 14 mm
  2. Alfombra
  3. Profesional
  • Las tapetes son más como alfombras que una imitación al césped de verdad. Son una solución bastante económica para usar en interiores, por ejemplo, o en los lugares donde no no se necesita imitar a un verdadero césped.
    Esto puede considerarse válido para ambos tipos de tapetes porque, aunque los tapetes de 14 mm tienen un mejor impacto estético, no pueden compararse en absoluto con los modelos más largos.
  • La alfombra no es muy gruesa, se caracteriza por una superficie lisa, buena resistencia a la luz y la ausencia de mechones muy salientes. Estas características la hacen obviamente superior a los tapetes desde el punto de vista de la calidad, aunque el uso de ambos tipos puede ser comparable.
  • La hierba profesional tiene, en la mayoría de los casos, una raíz de paja que debe ser anclada a la superficie por abajo, ya sea al suelo o a cualquier otro material.

Por otra parte, en el exterior, los hilos están recubiertos de polipropileno, un material termoplástico muy resistente que es especialmente adecuado para limitar los daños causados por las condiciones climáticas adversas.

La longitud del césped profesional es mayor que la de una alfombra o un tapete, pero puede sin embargo variar según el uso previsto (por ejemplo, un césped privado al aire libre o un campo de deportes, para los que existen reglamentos específicos que imponen dimensiones precisas).
Lo que realmente distingue a un césped artificial profesional de los demás es su suavidad y semejanza con el césped real, lo que es posible gracias a la presencia de una fibra más larga y retorcida.

Como decíamos, los factores que nos ayudan a distinguir entre los diferentes tipos de césped son muchos y no tenemos que depender sólo de la longitud.

Si has visto una alfombra de césped artificial antes y te has preguntado cuánto se parece realmente al césped natural, la respuesta a esta pregunta también se encuentra en una evaluación del grosor de cada hilo individual, así como la densidad, es decir, el número total de hilos de la alfombra en relación con su tamaño.

En principio se puede adivinar fácilmente que cuanto mayor sea el grosor (medido en milímetros), mayor es la densidad, y mejor será el parecido.

En algunos casos, la alfombra podría estar compuesta por hilos más gruesos pero de baja densidad; si así fuera, el césped estaría sujeto a un antiestético efecto de aplastamiento, que puede compensarse con la inserción de un sustrato útil para sostener los hilos y engrosar la estructura en su conjunto.

No hay que pasar por alto, en el caso del césped artificial profesional, la posibilidad de elegir un color doble, o un color sombreado.

Consiste en colorear los hilos con diferentes tonos de verde a lo largo de toda su longitud; esto le da al césped un mejor efecto óptico y una mayor semejanza con el césped natural en todas las condiciones de luz y desde todos los ángulos posibles.

En caso de que el grado de similitud no sea una de sus prioridades, ya sea porque la alfombra está destinada a un área de juego para niños, o porque simplemente quiere colocarla en un lugar discreto, o por una pura preferencia estética, tiene incluso la posibilidad de elegir colores alternativos e imaginativos para su alfombra, que van desde el blanco al negro, pasando por un rojo o un azul intenso.

Envía tu nota de prensa Envía tu nota de prensa

    Deja tu comentario

    Tu email no será publicado.*

    18 − quince =

    EXPANSIÓN Y NEGOCIOS utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario.
    Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información. Gracias.

    ACEPTAR
    Aviso de cookies